Estamos preparando nuestros cursos y campamentos de verano en inglés para el verano 2019

Mientras tanto, puede consultar en la web la programación de 2018.
Si lo desea, puede dejarnos sus datos y le avisaremos cuando la nueva programación y reservas estén disponibles.
También recomendamos la inscripción a nuestra NEWSLETTER.

CONTACTAR
INSCRIPCIÓN NEWSLETTER

El embrujo verde... de leyendas irlandesas a bosques encantados

El embrujo verde... de leyendas irlandesas a bosques encantados

La naturaleza salvaje de Irlanda enaltece hasta la más mínima de las almas que por sus prados transitan. Largos caminos serpentean los acantilados más pronunciados y el frescor del viento matutino rompe las corazas de los corazones más puros. La luz se eleva por encima de los mantos verdes y el rugir de las olas sirve de banda sonora a una tierra rica en leyendas, en tradición, en coraje y en magia.

Irlanda es el reflejo de una de las civilizaciones más importantes de la Historia. La primera vez que aparece reflejada en manuscritos es en la Alta Edad Media, cuando varios escribanos transcribieron los mitos del origen de este pueblo. Fruto de una guerra entre dioses y gigantes, Irlanda ha esbozado su historia en torno a la lucha y a la sabiduría de quien arriesga para ganar, para sobrevivir.

Hoy en día, Irlanda recibe multitud de turistas cada año. Son cientos de miles las personas que visitan Baila Átath Cliath (Dublín, en gaélico) y el resto del país, enamoradas de su embrujo verde. Una tierra mágica que baila al son de las hadas y de bosques encantados. Si quieres descubrirlo, venir a estudiar inglés en Irlanda es acercarse a una cultura llena de valores y de leyendas, ¿a qué estás esperando?

De castillos milenarios

Irlanda es un territorio pequeño para la cantidad de castillos que en él se han levantado a lo largo de la historia. Según cuenta la leyenda, fue a raíz del reinado de Eduardo VI que proliferaron por todo el país, hasta alcanzar los casi 30.000 castillos que hay repartidos.

El monarca quería reforzar las fronteras del reino y por ello ofreció un pago de 10 libras para todo aquel que construyera un castillo. Ante tal iniciativa, muchos fueron los que se pusieron manos a la obra y edificaron los famosos castillos irlandeses.

Estas construcciones esconden mitos, secretos, asesinatos y tradiciones. Están diseminados por todo el territorio y son un reclamo importante para visitantes. Los jóvenes que vienen a estudiar inglés en Irlanda realizan expediciones para descubrir las historias que envuelven a los castillos y ver de cerca uno de los principales encantos del país.

De guerreros celtas

La verdad, la fuerza y la lealtad son los valores principales que describen a los celtas y a los druidas. La conocida como Irlanda gaélica fue durante la Baja Edad Media un mosaico de clanes y tribus dispersados por todo el territorio a la conquista continua de los recursos.

Son los Connacht, los Leinster, los Munster y los Úlster, auténticas poblaciones de guerreros que habitaron el país hasta 1601 que sucumbió a la monarquía inglesa. Aún así, el espíritu del guerrero prevalece en cada uno de sus ríos, en cada una de sus cordilleras y en cada una de las personas que quieren no solo estudiar inglés en Irlanda sino también conocer el gaélico, estudiar los orígenes y revivir un auténtico “Juego de Tronos” rememorando las guerras y ocupaciones de los celtas.

De hadas y bosques encantados

Irlanda está plagada de zonas verdes y parques naturales que ponen en contacto con la naturaleza a sus visitantes. No es de extrañar que algún que otro irlandés mencione los bosques encantados donde habitan seres mitológicos como hadas o los Leprechauns.

Cuenta la leyenda que los Leprechauns son duendes de baja estatura, de cabello y barba rojizos y ropa verde. Son traviesos con los humanos y les gusta vivir en armonía. Guardan su dinero en una olla que, según el mito, se encuentra al otro lado del arco iris después de un día de lluvia. Hoy en día, todo el país está plagado de estatuas y souvenirs que representan al pequeño duende, todo un símbolo de Irlanda.

De San Patricio y su trébol de la suerte

Dicen que la suerte no es de quien la busca, sino del que la encuentra. Y encontrar un trébol de cuatro hojas no es tan sencillo como parece. De hecho, son los tréboles de tres hojas los más comunes en Irlanda y uno de sus símbolos nacionales.

Cada 17 de marzo se conmemora el día de San Patricio, el santo patrón de Irlanda. Se conmemora la llegada del cristianismo a Irlanda y las calles se tiñen de tonalidades verdes y tréboles por doquier. Según la leyenda, el santo se encontraba junto a varios guerreros celtas y trataba de explicarles el significado de la Santísima Trinidad, pero éstos no lo comprendían. San Patricio miró al suelo y encontró un trébol de tres hojas.

Lo arrancó y comparó cada hoja con el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, una trinidad que es a la vez una única cosa, como el trébol. A partir de ahí, se asignó la flor al santo y desde entonces son símbolos nacionales.

De su inmersión cultural

Son numerosos los teatros que hay en las principales ciudades y las librerías que inundan las calles del centro histórico de Dublín. Un curso de inglés en Irlanda es una buena opción para aquellos aventureros que busquen sumergirse culturalmente en un país lleno de letras y misterios.

Además, con los programas de estudios en el extranjero para jóvenes, la inmersión cultural está asegurada. Muchas familias acogen a estudiantes internacionales para hacer de su estancia una convivencia lo más cómoda y natural posible. Con ellos, tendrás la oportunidad de probar la gastronomía típica, hacer excursiones a lugares con encanto, compartir similitudes y diferencias culturales y aprender los unos de los otros en un viaje lleno de valores.

Como ves, Irlanda es un referente cultural a nivel internacional. No solo cautivan sus paisajes, sino que también enamora su cultura. Inspirar el aire irlandés es absorber los aromas de una cultura milenaria y dejarse llevar por las reminiscencias mágicas que nos transportan a otros mundos. Viajar es llenar el alma de emociones e Irlanda es un enclave único para encontrarnos con nosotros mismos.

Como dice este dicho gaélico: Lionar bearn mór le clachan beaga (Las grandes brechas se rellenan con pequeñas piedras.)

 

Comparte este programa

Haznos un comentario

Los campos asterisco (*) son obligatorios.

Solicita información sin compromiso

Los precios incluyen el viaje en avión.

Campo requerido
Campo requerido
Campo requerido
Entrada no válida
Entrada no válida

Lee nuestras reglas de privacidad si deseas más información.